viernes, 8 de abril de 2011

Estos seis alimentos podrían ser no tan saludables como usted piensa

Si siempre creyó que comer ensaladas, yogures o barras de cereales le garantizaba bajar de peso y disminuir sus niveles de grasas, se equivoca. Estas comidas pueden tener altas dosis de azúcares, grasas saturadas y calorías.

Los rayos de sol se asoman tímidamente en las mañanas y muy pronto tendremos que decirle adiós a los abrigos pesados, a las casacas y a las chompas de lana. Pero para quienes no cuidaron su alimentación durante el invierno, probablemente el cambio de guardarropa sea una tortura. 
Es entonces cuando muchos se ponen las pilas y empiezan a ir al gimnasio, mientras otros optan por hacer dieta. Por supuesto, no faltará quien haga ambas cosas. 

Las refrigeradoras se llenan de verduras y frutas, así como de yogures y alimentos “light”. Además, para tener más energía, quizás varios empiecen a consumir barras de cereales fortificados o granola. 

Pero ponga atención, la revista estadounidense “Eating Well” ha publicado una lista elaborada por la doctora Rachel Johnson en la que figuran los seis alimentos que la mayoría piensa que son saludables y dietéticos, pero que no necesariamente lo son. 

ENERGÍA VS CALORÍAS 
Las barras energéticas usualmente contienen fibra y proteínas que ayudan a sentirnos satisfechos, pero estas también podrían tener muchas calorías. 

Si usted las come ocasionalmente está bien. Pero si abusa de su consumo, podría aumentar de peso ya que la gran mayoría de barras se encuentran dentro del mismo rango que una barra de chocolate de 280 calorías. 

Lo mejor que puede hacer si necesita algún alimento para saciar su hambre hasta la cena es buscar una barra de calorías controladas con cerca de cinco gramos de proteína. 

¿GRANOLA LIGHT? 
La granola es uno de los productos que más se nos vienen a la mente cuando pensamos en comida sana o nutritiva. Sin embargo, posee altas dosis de grasa, azúcar y calorías. No se deje engañar por el poco valor calórico que puede llegar a tener, ya que generalmente están basadas en pequeñas porciones de ¼ o media taza. Las versiones bajas en grasas a menudo solo intercambian el azúcar por la grasa por lo que llegan a tener tantas calorías como las versiones regulares. 

Teniendo esto en cuenta, lo mejor es leer la etiqueta del producto y comer solo la porción recomendada, añadiéndola en sus frutas o yogur. 

CUIDADO CON LOS ACOMPAÑAMIENTOS 
Las ensaladas son muy ricas y nutritivas. Pero si usted abusa de los ingredientes extra, quizás no lleguen a ser tan saludables. 

¿A qué nos referimos? Por ejemplo, si usted añade pecanas, queso gorgonzola y trozos de pan en su ensalada de pollo con manzanas, elevaría sus calorías a 580 y aumentaría en 30 gramos sus niveles de grasa, lo que equivaldría a comer una hamburguesa con doble queso. 

Lección aprendida: antes de ordenar cualquier ensalada vea la información nutricional, sobre todo la de los acompañamientos. 

PREFIERA LO NATURAL 
Los batidos pueden parecer una manera muy sabrosa de alcanzar los niveles recomendados de fruta. No obstante, estudios han demostrado que las bebidas llenan menos que los alimentos sólidos por lo que se le añade azúcares para hacerlo más consistente. 

Un batido de 16 onzas de jugo de naranja tiene 340 calorías y 69 gramos de azúcar, que seguramente no todo proviene de la fruta. Entonces, es mejor tomar un jugo de naranja recién exprimido que solo tendrá 110 calorías por taza. 

De este modo, la próxima vez que pida un batido asegúrese de que esté hecho con toda la fruta, que tenga yogur descremado y que no se le añada azúcar. 

Ahora, el yogur es una gran fuente de calcio, pero no todos son creados de la misma manera. Algunos hechos con leche entera tienen una buena dosis de grasas saturadas. Prefiera su versión descremada y con sabor a frutas (aunque la gran mayoría utiliza mermelada para endulzar) u opte por uno natural bajo en grasa y acompáñelo con fruta o edulcorante. 

COMIDA ORIENTAL NO TAN DIETÉTICA 
Debido a la gran expansión de la comida japonesa en nuestro país, es cada vez más frecuente encontrar establecimientos que ofrezcan sushi dentro de su menú. 

Tenga cuidado sobre cuáles elegir. Existen algunos que contienen una “salsa especial” que incrementa considerablemente el nivel del porcentaje calórico y que contiene muchas grasas saturadas. 

Es más recomendable comer sushis más naturales sin tantos aditamentos que no contribuyen para nada con su figura.

0 comentarios:

Gracias por leernos!... Ayuda a un amigo con tus comentarios...

Publicar un comentario

Gracias por su opinión, es importante para nosotros.

Gracias por leernos!... Que tal Que Corras la Voz en Facebook?..

Redes Sociales

Siguenos en FacebookSiguenos en TwitterMiranos en YouTube