jueves, 14 de abril de 2011

Antojos nocturnos, cuatro razones para evitarlos

Antojos Nocturnos
Quién no ha tenido ganas de acabar con el Frio por la noche, o sin darnos cuenta llevamos semanas picando mil cosas antes de ir a dormir. Malas noticias…

Recientes estudios demuestran que los pequeños refrigerios, bocadillos, picoteo o cualquier cosa que se le parezca antes de ir a dormir no reporta ningún beneficio para nuestra salud.


La Digestión

Hablábamos en números anteriores de la desventaja de los malos hábitos alimenticios en el insomnio, paro no sólo eso, también la digestión se vuelve pesada, no digerimos ni metabolizamos bien todos los nutrientes. Y para la gente que puede tener alguna pequeña hernia de esófago es terrible. Cuando acabas de ingerir comida se producen jugos gástricos –altamente corrosivos-, y al poner el cuerpo en posición horizontal es más fácil que estos jugos puedan pasar al esófago, que carece de la mucosa gástrica especializada del estómago, por lo que no soportará la acidez, dando paso a las famosas agruras que son una horrible sensación de ardor en la boca del estómago.


Los Hábitos de Sueño


Cierto que no es fácil irse a la cama con el estómago vacío y con una sensación de hambre, pero el extremo opuesto es peor. Lo mejor sería cenar ligero. Una sobrecarga del estómago, además de causar los efectos descritos en el punto anterior (mala digestión) hacen más difícil conciliar un buen sueño, si a esto le añadimos las bebidas con cafeína, la noche en vela está casi asegurada, o lo que es peor, un mal reposo y estar al día siguiente cansados y a medio gas.


Se Gana Peso


Como podemos ver, todos los hábitos están interrelacionados, si cenamos mucho la mala digestión está asegurada, nuestro sueño se ve alterado, y al no metabolizar bien los alimentos las posibilidades de acumularlos en forma de grasa crecen. Si no rendimos bien no estamos activos físicamente, por lo que no quemamos calorías de la misma forma. En definitiva, no a los atracones nocturnos.


Salud Dental


Una cosa es una cena sana, consumir tiempo haciendo algo y después lavarse los dientes antes de irse a la cama. Pero si somos de los que ya muy noche cenamos algo, con el cansancio muchas veces olvidamos lavarnos los dientes, y no hay nada peor que la saliva y los alimentos para corroer el esmalte de los dientes, dejando la puerta abierta a las tan temidas caries.

0 comentarios:

Gracias por leernos!... Ayuda a un amigo con tus comentarios...

Publicar un comentario

Gracias por su opinión, es importante para nosotros.

Gracias por leernos!... Que tal Que Corras la Voz en Facebook?..

Redes Sociales

Siguenos en FacebookSiguenos en TwitterMiranos en YouTube